La revolución del juego

Ir al Bazar ED es el mejor panorama en esta fecha –y uno que muchos esperan todo el año–, pero para los niños puede no ser tan entretenido. Por eso, en esta nueva versión tendremos un espacio pensado especialmente para los más chicos, con talleres y actividades imperdibles. Bienvenidos al Rincón de Juegos Cuidame – ED.

Muchos ya deben conocer el trabajo de Cuidame, una plataforma online que reúne a cientos de niñeras expertas: todas deben pasar tests psicológicos desarrollados especialmente para el trabajo con niños y reciben capacitaciones constantes, además de participar en charlas y talleres para perfeccionarse. Pero lo más importante es que todas gozan con lo que hacen. Son esa típica amiga, tía o conocida que ama jugar de guata en el suelo con los niños, sean propios o ajenos, y que puede pasar horas dibujando o haciendo manualidades con una caja de cartón.

Este año, por primera vez, estarán en el Bazar con el Rincón de Juegos Cuidame – ED, un espacio para que los niños jueguen como antes, sin grandes complicaciones, con cosas simples que se pueden encontrar en la casa. “Vamos con nuestro mejor equipo”, dice María Cecilia Castillo, cofundadora de Cuidame. “La idea es hacer actividades que los niños ya no ven y que puedan volver a hacer a su casa, para alejarlos del iPad y acercarlos al juego de verdad, como era antes”.

Que los niños juegan cada vez menos es una realidad. Lo dicen varios estudios que delatan la importancia de esta actividad. Y es que jugar no sólo es entretenido, también aporta al desarrollo cognitivo, motriz, social, emocional y creativo de los niños. Por eso, la invitación es a sentarse en el suelo y jugar, jugar, jugar. “Queremos revolucionar a los papás, queremos revolucionar a la sociedad, mostrándoles que es súper fácil. Uno muchas veces compra cosas porque cree que mientras más sofisticado sea el juego, más fácil va a ser jugar, cuando en realidad sólo se trata de sentarse, darle tiempo a los hijos y estar ahí”, dice María Cecilia.

En 36 m2 ofrecerán dos tipos de actividades: las que se van a realizar durante todo el día y otras con horario. Las primeras son cosas simples, y que se pueden hacer desde muy chicos, como enseñarles a jugar Carioca –imposible haber elegido un juego que nos recuerde más nuestra infancia– o mostrarles cómo convertir una revista vieja en un árbol de Navidad, usando sólo un poco de pegamento. Las actividades con horario, como la fabricación de telares, pompones, mandalas y figuras de papel, y las clases de danza contemporánea y yoga, están pensadas para niños entre 4 y 11 años.

También tendrán un taller de expresión artística que dura dos horas, donde se trabajará con varios materiales. “Lo que buscamos es entregarle a los niños las herramientas necesarias para investigar en sus intereses y respuestas, manifestarlas y darles forma a través de diferentes áreas que conforman su personalidad. Es precioso”, dice María Cecilia.

El espacio contará con altos estándares de seguridad, para que los papás puedan dejar a los niños sin mayores preocupaciones. Cada uno tendrá una pulsera con el número de teléfono de su papá, para poder contactarlo en el minuto en que se empiece a aburrir o echar de menos. Esto es ideal para los más aprensivos o para quienes nunca han dejado a su hijo con otra persona.

La principal diferencia del trabajo de Cuidame, y lo que los ha convertido en un éxito a poco tiempo de empezar, es que realmente lo hacen con cariño; ese es su sello. “Tenemos una línea psicológica de parentalidad positiva, que en el fondo busca respetar a los niños. Si les pasa algo es por alguna razón, entonces intentamos ayudarlos a identificarla”, cuenta María Cecilia.

El espacio estará abierto en el mismo horario que el Bazar, y es un servicio que está disponible para todos los suscriptores de ED de manera gratuita. ¡Los esperamos en el Parque Bicentenario!

Comentarios (0)

Comenta este artículo