Una torta de hoja que debes probar

Suaves láminas de hojarasca, hechas a mano una a una, rellenas con manjar y crema pastelera, dan vida a la torta estrella de Pasiflora Pastelería, que en su carta solo vende tortas en base a hojarasca.

La historia es así: dos amigas –Carolina Sandrock (33, administradora artes culinarias) y Pamela González (chef, 29)– trabajaban juntas en un restorán y, en medio de la pandemia, renunciaron. Querían arriesgarse y probar. “¿Qué es lo que más nos gusta comer?”, se preguntaron, y así llegaron a la respuesta: la Torta Amor.

Esta clásica torta chilena de hojarasca, manjar, crema pastelera, mermelada de frambuesa y crema chantilly hoy representa el 90% de sus ventas, pero Pamela y Carolina decidieron que no sería el único producto que venderían.

Tras meses de pruebas, en noviembre de 2020 llegaron a la receta que hoy venden, suave y con el equilibrio justo entre el manjar y la frambuesa, pero la llevaron más allá. Además, ofrecen una versión que reemplaza la pastelera tradicional por una en base a chocolate; otra con ganache de chocolate, manjar y pastelera de maracuyá; otra con coco y para los fanáticos de las nueces una con lúcuma y manjar.

Al venir de una familia celíaca, Pamela desarrolló una alternativa sin gluten. Trabajan exclusivamente con productos certificados por la Fundación Convivir y usan una mezcla de harinas hecha por ellas para lograr la textura de la hojarasca. “Cuando nos piden con alguna intolerancia informamos que trabajamos también con productos clásicos, pero que tenemos el conocimiento y cuidado necesario”, explican.

Si eres vegano, no comes azúcar o no consumes lactosa también hay alternativas. Desde $12.900.

En Instagram, @la.pasiflora