La fama según Instagram

Si Andy Warhol estuviera vivo, y así como lo hace Madonna con sus sucesoras, lo miraría con distancia pero le daría su aprobación con su pulgar arriba, a través de algún canal de las redes sociales. Donald Robertson, caso, padre de cinco hijos y director creativo de Estee Lauder es el artista de la era digital. Lo conocimos en Nueva York y esto fue lo que descubrimos.

Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3330 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378 Warning: Undefined variable $excerpt in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3357 Warning: Undefined variable $poid in /var/www/html/wp-content/themes/ed2021/functions.php on line 3378

Bastó sólo un repost de una de sus fotos, pero éste no era un repost cualquiera. Detrás del otro teléfono móvil estaba Lupita Nyong’o, la actriz revelación del 2014, que más que por su actuación en 12 años de esclavitud alcanzó notoriedad por los vestidos perfectos que usó durante la temporada de premiaciones. Lupita se lució y Donald, desde su casa, no hizo más que tomar un puñado de sus lápices Sharpie, la pintó con sus distintos trajes, y lo subió a Instagram con el hashtag #theworldwantsyoutowin. Era el día de la entrega de los Oscar; Lupita lo vió, lo reposteó y Donald, desde el sótano de su casa, fue testigo del milagro de las redes: “Empecé a ver todas las notificaciones que me llegaban y me di cuenta que el fenómeno de Instagram es tan enorme y global que puedes estar literalmente sentado en tu casa y a la vez tener un diálogo con una actriz nominada al Oscar y que todo el mundo participe al mismo tiempo”, cuenta aún asombrado.

Cargado de bolsas de compras, cansado por el paseo del día, llegué a Bond Street, una calle corta en pleno Manhattan, pasadas las 7 de la tarde al evento que el propio Donald anunció a través de su Instagram y que organizaba la revista Harper’s Bazaar, una de las muchas publicaciones en donde colabora. Se trataba de un art issue, una muestra de su trabajo, en la sala pequeña de un edificio que parece ser una perfecta residencia para artistas. Él estaba en medio de todos, entusiasta, sonriente y sobre todo cercano. Me acerco a felicitarlo y le cuento que me gustaría escribir sobre él para la revista que tiene en sus manos y me dice que encantado, que le escriba un e-mail, y me expresa lo feliz que le hace que personas de Sudamérica conozcan su trabajo.

Su obra está cargada a la repetición, a la ironía, nunca carente de humor, irradiante de felicidad como la calificará él mismo después en sus respuestas, y lo que más llama la atención: la materia prima son materiales que encuentra en su casa, desde bolsas de papel hasta cajas de pizza. Así logra crear piezas de arte en donde aparecen personalidades como Anna Wintour, Dita Von Teese, Tom Ford, Karl Lagerfeld y Carine Roitfeld. A través de Instagram, Robertson se ha dado cuenta que lo que realmente gusta son las cosas más pequeñas y simples: “A la gente no siempre le gustan las cosas caras y finas, sino las que le sorprendan y que sean encantadoras y diferentes”, confiesa. De modo que, hurgando en su Instagram, podemos ver cómo ha ido patentando personajes como el de una jirafa que oficia de asesora de Anna Wintour. Esta serie que lleva por nombre Mitford and the Fashion Zoo nació de la siguiente manera: “Me puse a pensar ‘Pobre Anna Wintour, cualquier asistente que haya trabajado con ella va a querer escribir un libro o contar su experiencia, lo que ella realmente necesita es a alguien que siempre esté completamente callado y que además sea alto y delgado, y lo primero que se me vino a la mente fue una jirafa”. Lo subió a Instagram y al minuto ya tenía contrato para una serie de libros basados en una jirafa que trabaja como asistente de una editora de modas. Hoy la célebre jirafa aparece en estampados de poleras de la marca J. Crew.

A través de su Instagram es posible conocer también la vida cotidiana de sus gemelos Charles y Henry. Ahí están sus bolsas hechas de papel craft, sus ilustraciones realizadas con cinta adhesiva siempre de colores fosforescentes, o ilustraciones como la que hizo de Joan Rivers en el cielo, sentada a la mesa con Andy Warhol, Michael Jackson y la Madre Teresa de Calcuta; o sus habituales labios rojos, que ya son su marca de fábrica, y que el diseñador de modas británico Giles Deacon tomó para plasmarlos en sus diseños.

¿Por qué te interesa tanto la cultura pop de la actualidad?

Por mi trabajo en Estée Lauder debo estar muy concentrado en el mercado global. Viajo por todas partes y aprendo cosas sobre los mexicanos, los norteamericanos y los coreanos, y lo que me encanta es encontrar un tema que le guste a todo el mundo. Y es fascinante descubrir que la gente ama la moda y la belleza, por eso me baso en eso. Me gusta mezclar moda, cultura y comedia para crear un producto que tenga mucho de todo. A todos nos gusta Gisele Bündchen, al mismo tiempo Stewie de Family Guy, o Snoopy de Peanuts. Todas esas cosas combinadas son lo que hace que la cultura pop sea tan interesante.

¿Cómo te definirías como artista?

Hay dos tipos de artistas: los que deciden ser famosos y los que no. Yo preferí ser conocido así que siempre trato de hacer cosas que tengan un tema popular y aunque muchas veces no puedes adivinar lo que la gente quiere, tienes que mantenerte auténtico y fiel a ti mismo. Una cosa que tengo muy clara respecto a mi trabajo es que nunca voy a compartir un mensaje negativo, creo que con tanto pesimismo y cosas malas sucediendo en el mundo, lo último que la gente quiere es un mensaje de pesadez en mis dibujos, por eso es que me mantengo siempre alegre y se ha convertido en una de las características de lo que hago.

Ha colaborado con Carine Roitfeld para su publicación CR Fashion Book; ha pintado el rostro de Anna Wintour en billetes de un dólar; dibujó al editor de Vanity Fair, Graydon Carter, como una galleta, porque según él “Graydon tiene el mismo color de piel que una galleta”; o al diseñador Zac Posen planchando los vestidos de sus modelos. Donald Robertson guardaba sus dibujos en un cajón hasta que sus hijos le dijeron que los subiera a Instagram; se levanta a las 4 am porque no puede dormir más y tiene muchas ideas en la cabeza; le gusta hacer arte con plumones, pintura acrílica y cinta adhesiva, nunca un computador porque le gusta que se note que su trabajo lo hace con sus propias manos; quiere ser el “Pharrell del arte” porque quiere que la gente reaccione igual a como cuando escuchan la canción Happy al ver sus dibujos, y su pieza de arte favorita la podría dibujar incluso hasta en un trozo de papel higiénico. Donald Robertson es el pop en el arte del futuro.

Instagram: @drawbertson

  • Mitford, la jirafa ya es una celebridad. Donald Robertson creó esta caricatura como asistente de Anna Wintour y hoy está transformada en protagonista de libros ilustrados e imagen de marca de J. Crew.

  • Sus dos personajes más recurrentes frente a frente: Karl Lagerfeld y Carine Roitfeld.

  • Un homenaje a la moda a través del tiempo: una de sus colaboraciones con la franquicia británica de Harper’s Bazaar.

  • Donald Robertson retratado durante la Art Issue organizada por Harper´s Bazaar en pleno Manhattan en octubre pasado.

  • La particular mirada de Robertson sobre el fenómeno que provocó el hit de Beyonce, All he single ladies.

  • Su último trabajo son retratos realizados con cáscaras de nueces. Aquí el de Coco Chanel.

  • Otro retrato con cáscaras de nueces. Este es de Yves Saint Laurent.