La casa de Colomba Bezanilla está llena de historias y papeles murales

Fundadora,  junto a su hermana Carola, de la marca de papeles murales Papel Pintado, la casa de Colomba Bezanilla le hace honor a su gusto por las texturas y, por supuesto, los papeles murales.

Colomba Bezanilla llegó a esta casa hace ocho años junto a su marido, tres hijos, dos perros y su tortuga Concha. Se trata de una casa diseñada hace cuatro décadas por el arquitecto Christian de Groote (Premio Nacional de Arquitectura en 1993), que mantiene prácticamente su arquitectura original. Solo remodelaron la cocina, baños y diseñaron un quincho en el patio junto a la arquitecta Constanza Fresno (@constanzafresno_arquitecto).

En su interior la decoración es un resumen de su vida. Muebles heredados, regalos, cuadros de Ana María Benedetti y Marco Bizzarri, esculturas en cerámica de su hermano y mamá  y piezas que remató hace un par de años en una venta del anticuario Gabriel Carvajal.  “Aquí, no hay un proyecto de decorador. Tampoco mucho qué estilo quería, simplemente resultó y es 100% un reflejo mi de mi personalidad”, cuenta Colomba.

Como creadora de Papel Pintado (@papelpintado_chile), en esta casa casi todas las murallas de los espacios están empapeladas: living, comedor, dormitorio principal, sala de estar, e incluso la cocina, que es donde todos los días comen en familia. “Llevo ocho años con los mismos papeles y no me cansan. Me gustan demasiado. No hay que tenerle miedo a los papeles en la cocina, los nuestros tienen una capa vinílica, se limpian fácilmente y visten cualquier espacio. En mi caso, el papel le da toda la personalidad, que complementé con objetos que he recolectado desde ollas de cobre, hasta cerámicas de Guangualí de la Región de Coquimbo” cuenta. 

 

Aquí, sus datos

 

Pieza

“Toda la blanquería de mi cama es de Entre Linos y las lámparas son de MAIA”.

 

Living

“La lámpara de cristal Murano que cuelga, un sillón antiguo, los dos sofás de tono agua, la cómoda y el espejo dorado se los compré a Gabriel Carvajal en un remate. El sofá blanco que se separa y junta es de Luis Fernando Moro. La escultura de cerámica sobre el plinto la hizo mi hermano Álvaro Bezanilla, que es arquitecto y además es ceramista”.

 

Comedor

“La mesa es la Wave del diseñador filipino Kenneth Cobonpuede y la compré en la tienda de Patricia Vargas, las sillas las mandé a hacer un mueblista al que le perdí la pista. El papel lo diseñó mi hermana y socia se llama “Agra” y está inspirado en los textiles de la India”.

 

Salita de estar

“El mismo pupitre donde con mis hermanas hacíamos las tareas hoy está en este espacio de la casa. El móvil del techo es de la tienda DyG Decoración, y la lámpara con base de piedra es del taller FVK”. 

 

Quincho

“El quincho también lo diseñó Constanza Fresno, gran parte del mobiliario está en obra y el toque cálido lo aportan las lámparas que mandé a hacer a Cestera y los pisos de Chimbarongo que pinté negros”.